25 nov. 2007

Entrevista a Osvaldo Sauma


Sentado tras su tan acostumbrada mesa larga, en el aula de literatura, encontré al profe, igual que siempre, no ha cambiado desde hace 9 años que lo conozco.
Me recibió con una sonrisa y un abrazo. Yo sabía que tal vez no se acordaba de mi nombre, ha tenido tantos alumnos, pero sí recuerda mi rostro y mi paso por su aula, de eso estaba segura, su mirada me reconoció al instante.
Le dije que deseaba entrevistarlo, él aceptó gustoso y me senté en aquella mesa que me traía gratos recuerdos.
Sólo tenía un alumno a esa hora, o sólo uno había ido a clases. Esto siempre ha sido algo que no le ha inquietado.

¿Hace cuánto se dedica usted a la poesía?

Desde los 17 años. (nació en el 48).

¿Cómo entró usted a éste medio?

Todo el mundo me pregunta eso, ah es una historia muy larga.

Alumno: Profe pero es muy tuanis, cuéntela otra vez, a mi me gustó cuando usted la dijo en clases.

-A mí no me la contó.

Bueno, bueno. Yo nunca fui un estudiante aplicado, nada de eso.
Yo una vez estaba en un bar, yo quería estudiar derecho y jugaba baloncesto...el asunto fue que un compañero del colegio me dio "Una Burbuja en el Limbo", lo leí y me identifiqué con el personaje principal.
Desde ahí me interesó escribir.

¿Hace cuánto da clases en el Castella?

26 años.

Alumno: Yo pensé que eran más (risas).

¿Cuántas y cuáles publicaciones ha hecho?

6 poemarios, algunas antologías de recopilación de poetas Latino americanos.
Algunos títulos son: Retrato en familia, bitácora del Iluso y el libro del adiós.
Estoy escribiendo algo pero no sé cuando saldrá.
El mundo está muy convulso, estamos fragmentados, polarizados.
Hay hambre, miseria, persecución, abismos abismales entre personas.
La catarsis para mí está en sacar la rabia contra esto, escribiendo.

¿Por qué es importante la literatura en el Castella?

Por varias razones: Enriquecer el lenguaje, que nos diferencia con los animales. El lenguaje se ha deteriorado por maquetas.
Impartir a los jóvenes el gusto por la palabra es estimular el raciocinio, la imaginación y la creatividad, que es lo que empuja al mundo.

Una anégdota...

Bueno, es la discusión de si el poeta nace o se hace.
A mi me echaron de cuatro colegios, no era un estudiante muy aplicado.
La poesía no es ser el más inteligente del barrio, sino de dejarse llevar por el asombro.
La poesía vino a mí y determinó lo que he sido y lo que soy.

Fuera de la entrevista empezó a hablar y se le salió decir que había estudiado periodismo en la UCR, trabajó en el periódico "Xelsior" en donde fue redactor de 1974 a 1976.
También trabajó en canal 13.

¿Por qué dejó esta carrera?

Como ya escribía, empezó un conflicto ético en mi interior que se resistía a decir mentiras a media y verdades a medias por guardar los intereses de los dueños.
Eso me hizo ir a Europa, viaje que me ayudó a consolidarme como poeta y fruto de esa experiencia salió mi primer libro "Las huellas del desencanto".

La conversación continuó hasta el recreo de las 2:20, aquí el profe se fue a comprar su típico heladito del receso.

2 comentarios:

Nayuribe dijo...

Intenté hacerlo como en la entrevista de estilo, que dicen, q tal salió...

Gaby Garro dijo...

Me encanta.